Ley Fintech en Chile entra en vigor con amplia referencia a los criptoactivos

La ley Fintech de Chile entró en vigor este 3 de febrero y sus normas apuntan a provocar importantes transformaciones en el ecosistema financiero del país, tanto en el campo de los criptoactivos como en la banca tradicional.

Por Sandra Madiedo Ruiz

El cuerpo legal pretende promover la competencia e inclusión financiera a través de la innovación y tecnología en la prestación de servicios financieros y tras ser aprobado el pasado octubre en el Senado de la nación sudamericana, comienza a estar vigente este mes.

Su cuerpo está ya disponible bajo el nombre de Ley 21.521 que “Promueve la Competencia e Inclusión Financiera a través de la Innovación y Tecnología en la Prestación de Servicios Financieros, Ley Fintec (“Ley Fintech”).

Según el texto, ley Fintech de Chile “está basada en los principios de inclusión e innovación financiera, promoción de la competencia, protección al cliente financiero, adecuado resguardo de los datos tratados, preservación de la integridad y estabilidad financiera y prevención del lavado de activos y financiamiento del narcotráfico y del terrorismo”.

Para el portal Decrypt, “podría facilitar el camino para que muchas plataformas de pagos se consoliden en la región, dando algunos pasos para resolver el conflicto entre las exchanges de criptomonedas y los bancos tradicionales. También se añade cierta claridad regulatoria para toda la industria de criptomonedas”.

Desde su aprobación, se anticipaba que favorecía el aumento del empleo de los criptoactivos, además de disminuir las barreras de entradas para las compañías tecnológicas.

Sus disposiciones reconocen el empleo de criptomonedas como medios de pago, sin llegar a otorgarles el carácter de moneda de curso legal, como en el caso de El Salvador. De esto se deriva que brinda base legal para tipos de negocio como plataformas de intercambio o DeFi.

A esto se añade, detalla José Antonio Lanz, que “busca una simetría regulatoria entre las instituciones financieras tradicionales y las fintech y se reducen barreras de entrada a estas últimas. Esto permitiría aclarar la situación jurídica en torno a las exchanges de criptomonedas y su forma de operar en el país”.

También, “se establece un marco regulatorio para servicios financieros tecnológicos que antes no tenían regulación, lo que dificultaba su desarrollo en Chile”.

Chile tiene un ecosistema Fintech bastante sólido y maduro, pues como indica Startupeable, el 69% de las empresas de este tipo que se originan en ese país tienen más de 3 años de operación. Además, el 91% de estas se están preparando para expandir sus operaciones en la región.

Entre los casos exitosos y más conocidos se encuentran startups como Fintual, Chipax, y OnmiBnk.

Es conocido entre los motivos del auge de las Fintech en el campo de los créditos se encuentran la rapidez, pues en la banca tradicional “los tiempos de aprobación son largos y muchas veces la inyección de capital que requieren debe ser inmediata”.

 

¿Te interesa seguir formándote?

Solicita información sobre Maestrías Oficiales, Cursos o Diplomados aquí: 

Acepto y he leído la política de privacidad