Envejecimiento “saludable”: hay que prepararse para la principal tendencia demográfica

Para muchos, el crecimiento de la población mundial es el reto central que enfrenta la humanidad, pero los expertos señalan que el envejecimiento es la principal tendencia demográfica y no estamos suficientemente preparados.

Por Sandra Madiedo Ruiz

El mundo pasó de 7.000 a 8.000 millones de habitantes en apenas 12 años, cuando superó esa última cifra en noviembre de 2022, pero los especialistas invitan a pensar, más que en este aumento, en qué estamos haciendo para vivir más años de la mejor forma posible.

El Fondo Monetario Internacional apunta que el “fantasma de la explosión demográfica mundial se ha desvanecido (o mejor, se ha esfumado de forma natural)”. Además, la tasa de crecimiento de la población cambia según el país o la zona geográfica a la cual se mire: “es desproporcionadamente elevado entre los países de ingreso bajo y en África, y exageradamente bajo en los países de ingreso medio y (sobre todo) alto, así como en Europa”.

“Lo que sí está tornándose rápidamente universal es que el envejecimiento de la población es la tendencia geográfica más generalizada y dominante a nivel mundial, consecuencia de la caída de la fecundidad, el aumento de la longevidad y el paso de amplios grupos de población a una edad más madura”, advierten.

Según las cifras citadas, hay un cambio evidente en la esperanza de vida mundial, que pasó de 34 años en 1913 a 72 años en 2022, y se espera que siga aumentando a corto plazo. En sentido contrario, la fecundidad se redujo en todos los países en el período de 1970 a 2020.

La tendencia hace presagiar “un enorme cúmulo de problemas de salud, sociales y económicos en las próximas décadas, y también apuntan a la idea, hasta hace poco improbable, de una despoblación generalizada”.

Ante este panorama, el camino estaría en promover políticas y programas en distintos campos que permitan generar un envejecimiento saludable: vivir más, pero con calidad.

Esto implica cambios importantes en estilos de vida, inversión pública y privada, reformas institucionales y de política, así como de innovación y adopción tecnológicas.

“Las consecuencias de no actuar podrían ser dramáticas: una población activa cada vez más reducida y tensionada para financiar a un número creciente de jubilados, la explosión simultánea de la morbilidad relacionada con el envejecimiento y los costos de salud asociados, y un descenso de la calidad de vida de las personas mayores por falta de recursos humanos, financieros e institucionales”, alertan.

Entre las recomendaciones, se encuentra el invertir en infraestructura para crear espacios de salud adaptados a las necesidades de personas de más edad. Además, las construcción residencial y comercial debería potenciar espacios bien ventilados, que empleen combustibles limpios y la planificación urbanística no puede olvidar las facilidades de acceso para personas mayores.

El FMI señala la importancia de “invertir en educación primaria y secundaria para apuntalar la enseñanza de habilidades esenciales y, dentro de lo posible, centrarse en formar innovadores procedentes de una amplia franja de la sociedad”.

“Al igual que la pandemia, el envejecimiento de la población presenta, además de retos, una serie de oportunidades para que las sociedades se reorienten y revitalicen. La moraleja más obvia: es necesario aumentar la preparación. Mientras el mundo desactiva la bomba del crecimiento demográfico y busca reforzarse para afrontar la explosión del envejecimiento de la población, estas lecciones muestran el camino hacia una nueva manera de enfocar el envejecimiento saludable”, concluyen.

La Fundación HERGAR para la Investigación y Promoción Educativa forma parte, junto al CEF.- Centro de Estudios FinancierosCEF.- Santo Domingo y la Universidad a Distancia de Madrid, UDIMA, del Grupo Educativo CEF.- UDIMA. Se trata de una organización de naturaleza fundacional, sin ánimo de lucro, creada para promocionar la investigación, así como el desarrollo tecnológico y la innovación en el ámbito educativo y empresarial. En cada una de las webs corporativas se informa de las formaciones académicas más adecuadas al interés de cada alumno.

¿Te interesa seguir formándote?

Solicita información sobre Maestrías Oficiales, Cursos o Diplomados aquí: 

Acepto y he leído la política de privacidad